Básquet Femenino - Después de 556 días picó la pelota en un Entrerriano de Selecciones

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Pasó más de un año y medio, exactamente 566 días, para que la pelota vuelva a picar en un Campeonato Entrerriano de Selecciones. Fue mucho tiempo, la espera se volvió tediosa, cansadora. El básquetbol entrerriano estaba necesitado de la vuelta a su competencia, como se dio el pasado fin de semana en Concepción del Uruguay con la disputa del Torneo Provincial Femenino de la categoría U17.

 

El último certamen federativo de selecciones en llevarse a cabo había sido el Masculino U13 en Concordia en septiembre de 2019, en el cual el local se quedó con el título. El 2020 fue muy duro para todos; la pandemia obligó al cierre de los clubes, polideportivos y la casi totalidad de las actividades deportivas por lo cual el básquet federativo no pudo desarrollar sus habituales torneos.

 Desde el comienzo del año y con la paulatina apertura de las disciplinas de conjunto, la Federación y las Asociaciones diagramaron un calendario que tenía como apertura el Campeonato Entrerriano Femenino U17, organizado por la Asociación “Pancho Ramírez”. Y finalmente llegó el momento especial en el cual las chicas retornaron con un certamen apasionante para continuar formando sus carreras dentro del deporte que aman.

 Con todas las normas de bioseguridad adecuadas para la prevención de COVID-19 y la implementación de un estricto protocolo interno que se ajustó a las recomendaciones de las autoridades sanitarias, el gimnasio Julio César Paccagnella de Tomás de Rocamora fue el escenario perfecto para el regreso federativo.A continuación, las sensaciones de los dirigentes asociativos y de la Comisión Técnica de la FBER de los aspectos organizativos y todo lo que dejó la disputa del Entrerriano.

 A continuación, las sensaciones de los dirigentes asociativos y de la Comisión Técnica de la FBER de los aspectos organizativos y todo lo que dejó la disputa del Entrerriano.

 CARLOS SCOLA – PRESIDENTE ASOCIACIÓN PANCHO RAMÍREZ

 “Para nosotros como Asociación organizar este torneo fue algo muy lindo porque los chicos nuestros esperaban volver a competir. Cuándo nos propusimos organizar el Entrerriano que se iba hacer con seis Selecciones, la primera vez en mucho tiempo el certamen iba a contar con seis representativos femeninos, la expectativa que existía era poder participar; ninguno puso por encima la parte deportiva. Desde la Pancho Ramírez queríamos que nuestras gurisas puedan volver a jugar y relacionarse con sus pares de otras localidades”.

 “No tengo palabras de agradecimiento para toda la gente que colaboró, para Mirian Bordet y Florencia Tamburlini que estuvieron al pie del cañón con el control de temperatura, higiene de manos con alcohol, terminado el partido se limpiaban todas las instalaciones, con la limpieza de la pelota; es decir se tomaron todos los recaudos con los que se juega la Liga Argentina, con todos los detalles que se hizo la burbuja en Rocamora”.

 “Después de lo que vivimos este fin de semana, con la concurrencia de 50 espectadores entre adultos y chicos, creemos que con esto vamos a convivir por un largo tiempo. Somos conscientes de que no se deben cerrar las instituciones porque estamos convencidos de poder educar nuestra juventud, a los padres y a toda la masa que hace al deporte, y no únicamente al básquet, a través de las instituciones deportivas, exigiendo el barbijo, con control de temperatura, higiene permanente, el distanciamiento social. No queremos cierres, queremos educar para convivir y poder socializar”.

 

 

SUSANA TREIDEL – PRESIDENTE ASOC. PARANAENSE DE BÁSQUET FEMENINO

 “Como Asociación nos habíamos preparado el año pasado para participar y vino la pandemia, lo que significó estar más de un año sin competir en un certamen federativo. Era notable ver la alegría cuando salíamos de viaje para Concepción. Hay que felicitar a la FBER por haber hecho el esfuerzo de reiniciar las actividades y destacar la intachable organización de la Asociación Pancho Ramírez. Estuvieron en todos los detalles, sobre todo en el cuidado de los equipos, el ingreso de los seleccionados al estadio, la sanitización entre los partidos, el alojamiento, las comidas, la merienda. Todo impecable”.

 

“Desde la Asociación pusimos todo el esfuerzo, armamos un cuerpo técnico que presentó un proyecto muy interesante de cómo llevar adelante este inicio en términos de trabajo pensando en cómo avanzar después que las chicas estuvieran una competencia efectiva. Se trabajó intensamente en la preparación durante dos meses y para nosotros tuvimos un avance importante porque este equipo había jugado en U15, en 2019 apenas asumimos, y había perdido contra estos Seleccionados por casi 30 puntos; ahora fueron todos los partidos muy parejos”

 

“Más allá de los resultados, observamos compromiso, muchas ganas y un comportamiento intachable de las jugadoras; no hay palabras para agradecer el esfuerzo de las chicas, el cuerpo técnico y la dirigencia que acompañó durante todo el proceso. Ahora tenemos que seguir trabajando, continuaremos con la convocatoria de los cuerpos técnico a sumarse al proyecto que tenemos como Asociación y esperemos que el coronavirus nos dé un respiro en este tiempo tan complejo que estamos viviendo como deporte en nuestro país y en todo el mundo”

 

 EDUARDO SORIA – PRESIDENTE DE LA COMISIÓN TÉCNICA

 “La vuelta a las competencias sin dudas que dá otra motivación, todo el mundo está entusiasmado. La competencia asociativa les dio a los árbitros la posibilidad de estar preparados y de ponerse en ritmo ya que tanto tiempo sin estar dentro de un rectángulo de juego uno pierde el panorama que debe tener un árbitro para la conducción del juego, del mismo modo que le pasa a un jugador o a un técnico. Creo que estuvieron en buena forma durante el Entrerriano en Concepción del Uruguay y se cumplieron con las nuevas normativas que fueron consensuadas entre el Consejo Directivo de la FBER y la Comisión Técnica en virtud de todo lo que está pasando. Estamos tratando de acompañar las buenas intenciones de la Federación y poder estar a la altura en todos los certámenes provinciales”.

“Ya había podido notar el excelente trabajo durante la burbuja de la Liga Argentina donde tuve la posibilidad de estar como Comisionado. Con esa experiencia, en el Entrerriano U17 fue impecable el trabajo de sanitización del estadio y el respeto de todas las regulaciones para que las personas que concurrieron cumplieran con lo que se indica a través de los protocolos nacionales, provinciales y municipales. Fueron muy estrictos en el Club Rocamora según me informaron los comisionados, así que en este aspecto ha estado todo perfectamente adecuado a la situación y al momento que estamos viviendo”.

“Aprovechamos la pandemia para capacitar, para tener charlas instructivas pero no siempre se lograron todos los objetivos porque la mayoría de los árbitros tuvo que ocuparse de sus cuestiones personales y no siempre se logró lo que se pretendía hacer con las herramientas digitales. Pero nunca perdimos de vista los objetivos que son capacitar, formar y mejorar a los árbitros”.

 

 

 

(Fotos de juego: Crédito Pela Bonus)

 

 

 

Nicolás Deniz - Prensa Federación de Básquet de Entre Ríos

Tribuna Deportes© 2021

Search